Taiwán estalla contra Elon Musk por comparar al país con Hawái: «No estamos en venta»

Taiwán «no está en venta», ha clamado el ministro de Asuntos Exteriores de la isla en una severa reprimenda a Elon Musk, quien afirmó que el país asiático era una parte integral de China, mientras el multimillonario se metía nuevamente en el espinoso tema de las relaciones entre Pekín y Taipei.

Musk, propietario de la plataforma de redes sociales X, anteriormente conocida como Twitter, así como de la compañía de automóviles eléctricos Tesla y de la red satelital Starlink, hizo los comentarios en la Cumbre All-In en Los Ángeles y los subió a YouTube esta semana.

«Su política (de Pekín) ha sido la de reunir a Taiwán con China. Desde su punto de vista, tal vez sea análogo a Hawái o algo así, como una parte integral de China que arbitrariamente no es parte de China principalmente porque… La flota del Pacífico de Estados Unidos ha detenido por la fuerza cualquier tipo de intento de reunificación«, afirmó el empresario.

El Ministro de Asuntos Exteriores de Taiwán, Joseph Wu, en una publicación en X el miércoles por la noche, respondió que esperaba que Musk pudiera pedirle a China que «abriera @X a su gente». China bloquea X, junto con otras redes sociales occidentales importantes como Facebook.

«Quizás piensa que prohibirlo es una buena política, como desactivar Starlink para frustrar el contraataque de Ucrania contra Rusia«, añadió Wu, refiriéndose a la negativa de Musk a una solicitud ucraniana de activar su red de satélites Starlink en la ciudad portuaria de Sebastopol, en Crimea, el año pasado para ayudar. un ataque a la flota rusa allí.

«¡Escuchen, Taiwán no es parte de la República Popular China y ciertamente no está a la venta!«, dijo Wu, utilizando el acrónimo de República Popular China.

El gobierno democráticamente elegido de Taiwán rechaza enérgicamente los reclamos de soberanía de China y dice que sólo el pueblo de Taiwán puede decidir su futuro.

Esta no es la primera vez que Musk, cuyo Tesla tenía una gran fábrica en Shanghai, irrita a Taiwán.

Relación complicada entre Musk y Taiwán

En octubre pasado, sugirió que las tensiones entre China y Taiwán podrían resolverse entregando parte del control de la isla a Pekín, lo que provocó una reprimenda igualmente fuerte del país asiático.